Estela Belleza

Bótox en axilas

Qué es

La toxina botulínica se emplea para tratar la hiperhidrosis, o exceso de sudoración en las axilas.

Para qué sirve

Sirve para reducir la sudoración, haciendo un bloqueo selectivo de la función de las glándulas sudoríparas.

Tratamiento

El tratamiento consiste en la administración de la toxina botulínica sobre las axilas. La molestia es mínima y no requiere ningún tipo de sedación. Tras la sesión, el paciente puede hacer vida normal y notará los efectos pasados unos días. Suele realizarse una sesión al año.

Ver más Tratamientos Médico-Estéticos Corporales  Ver más Medicina Estética Corporal